Artículos

Niveles de empresas

Niveles de empresas

Niveles de empresasPara la segunda entrega del análisis del libro “El mito del emprendedor” de Michael Gerber. Conoceremos los niveles de las empresas. Según este autor una empresa tiene tres Fases o niveles desde su creación hasta su tope, que puede ser todo lo alto que tú estés dispuesto a llegar, estas fases son:

Fase inicial o infancia

En esta fase el perfil técnico está en su elemento pues es su fase dentro de los niveles de empresas . Es decir, si tú eres quien tiene el talento y emprendes pero te ausentas de la empresa: no hay empresa. Simplemente eres tu haciendo eso que sabes hacer. Esta etapa finaliza cuando tú solo no tienes la capacidad de atender los requerimientos de todos los clientes. No puedes permitir que tu empresa muera de éxito. Es tu responsabilidad como empresa generar empleos y este es el momento. Mientras que tú te enfocas en hacer crecer tu negocio, permite que otra persona se haga cargo de la parte operativa.

La empresa que no maneja la gestión y la posibilidad de crecimiento a través de la gestión de todas las ideas que el perfil del emprendedor aporta pierde dos cosas importantes que son su pasaporte al crecimiento: El perfil manager y el perfil emprendedor, en caso de que no esté aportando ideas.

Fase adolescencia

Es cuando ya sabes que necesitas ayuda y ya contrataste a otra persona para hacer el trabajo técnico. La realidad es que esa persona no va a hacer las cosas como tú la haces y si nos falta conocimiento gerencial. Terminamos dejando que ese empleado haga lo que él quiera y como quiera. Este es uno de los errores que cometí en mis inicios cuando terminamos simplemente dejando nuestro cargo de técnico antes de tiempo e incompleto, si, incompleto porque debemos instruir en el puesto de trabajo a quien se va a ocupar de tus actuales funciones. Otro error que se presenta en esta fase es no supervisar por pena o descuido. Por últimos tenemos el común error de la queja, quejarte de la incapacidad de tu empleado cuando la incapacidad puede ser nuestra por no saber transmitir nuestro conocimiento y esto es el problema general de esta fase de la empresa: No se está realizando el correcto adiestramiento.

En esta fase comienzan a aparecer las quejas de los clientes o la deficiencia porque se sacrificó lo que representa la columna vertebral del negocio: El perfil técnico. Cuando el técnico ya no puede hacer el trabajo, cuando el director no puede gestionar el personal técnico y cuando el emprendedor ya no puede lidiar con más directores, en ese punto muere la fase adolescencia y si no se tiene el debido cuidado puede morir con ella la empresa completa.

Fase madura

La madurez es el resultado de las primeras dos fases, no es cuestión de tiempo, es cuestión de quemar de la forma correcta esas dos etapas de vida de la empresa y madurar, viendo a la empresa como persona. Las empresas maduras nacen pensando y enfocadas en una madurez empresarial. En esta etapa debe evitarse  a como de lugar mantenerse solucionando temporalmente las cosas, como se dice coloquialmente estar apagando fuegos. Por ejemplo, contratar personal cuando hay trabajo y despedirlo cuando el trabajo se termina de realizar. Cuando se supone estas en la cupula de el niveles de empresas eso denota falta de seriedad y gestión por parte de tu empresa y destruye la marca completamente puesto que los empleados son los principales transmisores de tu marca al mundo. Una empresa que pierde norte en la etapa madura sacrifica lo que la creó: su perfil emprendedor, la visión de futuro. Hay que tener claro a donde quieres ir porque tienes una perspectiva emprendedora y dejárselo saber a todos en tu empresa para que sepan a donde van junto a ti.

“Tener grandes expectativas es la clave de todo” Sam Walton

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *